¿Sin accidentes ni enfermedades, podemos vivir eternamente?

Juanjo HdC

Sería genial, ¿verdad? Vivir para siempre. Suena a objetivo de un supervillano pero, ¿a quién no le gustaría saber que después de jubilarnos aún nos quedan varias «vidas» más para disfrutar de la pensión?

El promedio en la esperanza de vida se incrementa a un ritmo de 2 años por década y esta tendencia no muestra signos de disminuir. Según el portal BBC Mundo hace 200 años nuestra esperanza de vida era sólo la mitad de la que disfrutamos ahora, lo cual se debe al descenso de la mortalidad en personas mayores por enfermedades, infecciones o accidentes. ¿Hasta cuándo podemos seguir aumentando nuestra longevidad máxima? ¿Podemos ser inmortales y no fallecer nunca?

 

Límites del cuerpo humano

Desgraciadamente, a día de hoy, sería imposible ya que, aunque eliminemos la mayoría de causas de muerte actuales (enfermedades, accidentes, infecciones de organismos externos, etc), las propias células del cuerpo tienen un límite, envejecen por sí solas, envejeciéndonos a nosotros. Durante el funcionamiento natural de las células se produce una acumulación de daños que sobrepasa a la capacidad de recuperación del organismo. Entre las causas de envejecimiento celular encontramos:

  • Acumulación de especies reactivas: son moléculas inestables generadas en el metabolismo esencial diario de la célula, altamente reactivos que alteran multitud de componentes y reacciones que ocurren en ellas. La célula posee algunos mecanismos antioxidantes, que intentan neutralizar estas especies reactivas y minimizar el daño, pero con el tiempo se van acumulando.

  • Glicación: la acumulación de azúcares en la célula, como la glucosa (necesaria para que éstas funcionen y obtengan energía), provoca que acaben reaccionando con proteínas y lípidos que componen la célula, mediante reacciones no ezimáticas, provocando alteraciones en ellas y dando como resultado productos de glicación avanzada (PGA). Las modificaciones estructurales asociadas a los PGA producen alteraciones funcionales en las moléculas afectadas. Este tipo de modificaciones se han detectado asociados con el envejecimiento.
  • Senescencia celular: cada vez que la célula se divide, se produce una acortación en los telómeros, que son pequeños fragmentos de ADN terminales de los cromosomas que no son replicados por la ADN polimerasa en la división celular. Llega un punto en que ese acortamiento es tan importante que hace que la célula deje de ser funcional y entre en senescencia. Deja de dividirse. Así, los telómeros actúan a modo de reloj de arena que determinan el límite de vida de la célula.

Fecha de caducidad humana

Así, todos estos fallos y daños acumulados en las células, condenan a éstas a una muerte que, a los humanos, nos hace envejecer y finalmente morir por diversos fallos orgánicos, por involución corporal y no por enfermedades debidas a causas externas, como aquellas fruto de los virus, bacterias y demás microorganismos. Ese límite se establece ligeramente superior a los 120 años de edad.

Sin embargo, los estudios ahora se centran en poder burlar esos fallos celulares: evitar el acortamiento de los telómeros, aumentar la capacidad del cuerpo de actuar contra los oxidantes como los radicales libres, etc. Y quién sabe, históricamente se ha visto que cuando el ser humano pone un límite a la vida de las personas, alguien lo sobrepasa y no sería de extrañar que volviera a ocurrir y no muy pronto. Y lo importante no sería aumentar la esperanza de vida, sino el llegar al límite en las mejores condiciones posibles. Además, habría que pensar en las consecuencias que ello llevaría. Un aumento tan importantísimo en la población mundial, no creo que fuera una buena idea, ni llegara a buen término viendo la actitud y las diferencias actuales entre los países que «llegan a viejos» y los que no.

 

Curiosidades sobre la edad límite

  • Jeanne Calment

    Casualmente, la persona más longeva conocida es Jeanne Calment con 122 años y 164 días. Coincide con el límite mencionado más arriba.

  • La edad límite del ser humano curiosamente coincide con la expresada en la Biblia: «Cuando los hombres se fueron multiplicando sobre la tierra y engendraron hijas, los hijos de Dios vieron que las hijas del hombre eran bellas, cogieron algunas como esposas y se las llevaron. Pero el Señor dijo: «Mi aliento no durará siempre en el hombre; puesto que es de carne, no vivirá más que ciento veinte años» (Génesis, 6,1-3)
  • Las personas con mayor esperanza de vida viven en zonas situadas a gran altitud, en torno a los 2.000 metros, con dietas medias de 1.200 Kcal (lo que en nuestra sociedad se considera dieta de adelgazamiento) ricas en frutas y verduras, más que en carnes, realizan trabajos físicos y apenas toman tóxicos como el café, alcohol o tabaco.
  • Estudios sobre animales (mosca de la fruta o Drosophila) han demostrado una relación entre su «edad» de reproducción y su longevidad, así las moscas a las que se les ha impuesto una reproducción tardía son más longevas que las moscas con reproducción precoz.

Para acabar, aquí os dejo un test para calcular vuestra edad biológica. Suerte y a disfrutar de la vida, que no sabemos cuánto nos queda.

 Juanjo Jara

18 Comentarios
  • Jose david
    Publicado el 09:23h, 08 julio Responder

    Hola.
    Solo queria comentar que me ha encantado el post.
    Yo habia escuchado que la causa principal del envejecimiento era debido a «un fallo» del cuerpo humano al eliminar los desechos, es decir, si el sistema de eliminacion de los desechos producidos por los procesos celulares fuera perfecto, no envejeceriamos. Pero vamos, que no se nada acerca de Biologia, de hecho, creo que lo escuche en una pelicula…..»The Man from Earth», acerca de un un hombre que no envejecia.
    Saludos.

  • Pingback:¿Sin accidentes ni enfermedades, podemos vivir eternamente?
    Publicado el 13:01h, 08 julio Responder

    […] ¿Sin accidentes ni enfermedades, podemos vivir eternamente? […]

  • Apolo
    Publicado el 13:02h, 08 julio Responder

    Tenía entendido que el gran aumento de la esperanza de vida se debía a la disminución de la mortalidad infantil más que a la de las personas mayores… De muestra un botón: «Much of the global increase is because of a rapid fall in child mortality over the past decade, as well as improvements in China and India, which have both seen a seven-year jump in average life expectancy at birth since 1990.» en un periodico local, pero que cita estudios que coinciden con lo que recuerdo haber leído.
    Por otra parte, y fuera ya de toda discusión científica, si la biblia habla de 120 años de vida, ¿Cómo es que la propia biblia dice que Matusalén vivió 969 años? (Genesis 5:27)

    • JuanJose
      Publicado el 18:10h, 08 julio Responder

      Apolo,
      El artículo que tú mandas se refiere al aumento a nivel mundial de la cifra en la esperanza de vida. Obviamente, si hay países donde mueren muchos niños, su esperanza de vida es baja. Si dejan de morir, su esperanza de vida aumenta y con ella la cifra global que está en 70 en el 2011. Igual que si China e India suben su esperanza de vida (porque la gente se les muere más vieja, no por otra cosa), pues también sube la global.
      En lo que hablo del artículo es hasta cuándo puede vivir un ser humano si eliminamos las actuales más comunes causas de muerte como el cáncer, accidentes de coche o laborales, gripes, u otras enfermedades o problemas que acaban con nosotros.
      Y en cuanto a lo de la biblia… también dice que un hombre resucitó, que Moisés invocó 7 plagas, que metieron a una pareja de animales de cada especie para salvarlos de un diluvio que acabó con todo, etc… ¿Por qué no iba a decir que Matusalén vivió 969 años? ¡Y los que se le ocurran! Eso tendrás que preguntárselo al párroco de tu pueblo.

      • Conchi
        Publicado el 12:15h, 09 julio Responder

        Pues si hay que ir al parroco del pueblo a preguntar, no seas tan listo y no cites la Biblia, porque entonces te preguntaremos a ti, que eres el que has escrito el post.
        Con respecto a lo que dices : «Un aumento tan importantísimo en la población mundial, no creo que fuera una buena idea, ni llegara a buen término viendo la actitud y las diferencias actuales entre los países que “llegan a viejos” y los que no.».
        No crees que sea buena idea……..propones algo para soloucinarlo?.
        Saludos.

        • Scruz
          Publicado el 12:25h, 09 julio Responder

          Denoto cierta acritud en tu comentario, Conchi, no se si por la falta de tono en lo escrito o por una intención real.
          Creo que todavia se puede citar la Biblia sin tener que pagar a nadie por ello, ¿no?, no está bajo licencia para poder hacer referencias textuales, ¿verdad?
          Por otro lado, solucionar un problema que no ha pasado ni puede pasar (seguimos sin ser inmortales y no hay pronóstico fiable al respecto) está fuera de proposición. Otra cosa es jugar a «y si…» entonces, yo particularmente creo que la solución, pasaría por una extensión por el sistema solar y un control exhaustivo (y terrible) de la natalidad.

          • conchivgr
            Publicado el 14:29h, 09 julio

            Por supuesto que se puede citar la Biblia, pero si luego te preguntan por ello, enviar a la gente al parroco del pueblo no me parece bien. Denota que no sabes de lo que hablas, que has copiado la cita pero en realidad no tienes ni idea.
            Por otro lado, si estamos hablando de «un problema que no ha pasado ni puede pasar»……de que estamos hablando?.
            Bueno, por lo menos tu das tu opinion. Asi que, apuestas por » y un control exhaustivo (y terrible) de la natalidad». Vale, empezamos por tu familia, ok?.
            Que pena blog, no me sorprende que cada vez lo lea menos gente.

          • JuanJose
            Publicado el 20:45h, 09 julio

            Pero si es que estamos discutiendo por lo más tonto del artículo. Lo importante no es lo de la Biblia. Queréis una respuesta a «¿Cómo es que la propia biblia dice que Matusalén vivió 969 años? (Genesis 5:27)». Pues fácil; la Biblia tiene un montón de contradicciones: Dios es un ser superior bondadoso, que perdona todos los pecados y hace milagros y, sin embargo, arrasa ciudades enteras, se carga a media humanidad en un diluvio porque, a su entender, había muchos pecadores. ¡Pues vaya un bonachón! La Biblia funciona si te crees a pies juntillas lo que dice. Si empiezas a preguntarte «¿por qué?», ya te sales de la religión y te acercas más a lo que tratamos en este blog: ciencia.
            Si ha molestado mi comentario del párroco, lo siento, sólo trataba de dar una respuesta graciosa a una pregunta que a mí me ha hecho también bastante gracia y que no pensaba que era en serio.
            Yo solo he citado lo de La Biblia porque me parecía curioso cómo a veces la religión parece relacionarse con la ciencia.
            Es como si estamos hablando de química y digo yo: «esto en la edad media era considerado brujería y era perseguido y castigado» y me preguntas que por qué. Pues vete tú a saber por qué… pero es curioso ver como algo que ahora nos parece tan normal, antes era tan temido.
            Espero que no haya más gente dolida por mi comentario y que se intenta valorar más el artículo de ciencia, que cuesta su esfuerzo, que frases chorras que hago para hacer más divertida la ciencia, porque sino la disfrutamos… mal vamos.
            Gracias igualmente por el interés mostrado

        • JuanJose
          Publicado el 14:52h, 09 julio Responder

          Conchi,
          Imagino que comprenderás que yo no puedo saber por qué el autor/es del génesis se contradice en lo que escribe, sólo él puede saberlo y, si te aconsejo consultar al párroco, es porque creo que el puede solucionar esa duda mejor que yo. Yo solo lo añadí como curiosidad al tema. Yo, desde luego, sé más de ciencia que de religión.
          Y en cuanto a cómo solucionar la superpoblación… digo lo que Scruz, aún es solo una hipótesis fantasiosa, pero si ocurriera, créeme que se acabaría frenando el crecimiento. O lo hacemos nosotros o lo hace la naturaleza.

        • María Diz
          Publicado el 17:11h, 09 julio Responder

          Excelente artículo, me ha parecido muy interesante. Aunque me quedo con ganas de más profundización.
          En la parte de curiosidades, yo personalmente no citaría a un libro que poco tiene que ver con la ciencia como es la Biblia, pero como bien dices, no deja de ser una mera «curiosidad».

          • JuanJose
            Publicado el 20:48h, 09 julio

            Gracias María por el comentario. Y sí, solo lo he nombrado por curiosidad. Porque me ha parecido interesante como a veces la religión se cruza con la ciencia. Ni le he dado la razón a La Biblia ni nada, solo que me ha parecido curioso como la edad máxima que en ella nombran, coincide con la que estima la ciencia.
            Y he pensado que si a mí me puede parecer curioso, a otra gente también, sólo como dato, nada más.

        • Scruz
          Publicado el 17:17h, 09 julio Responder

          De nuevo te dejas llevar por comentarios tendenciosos y con prejuicios. Pues muy bien. Me temo que te equivocas en eso de que cada vez lo lee menos gente, pero bueno, no es ese el caso de la discusión.
          Si hubiese un problema de superpoblación y hubiese que pasar por un sistema de control de natalidad draconiano me temo que yo mismo, ni mi familia, estaríamos aquí. Posiblemente tu tampoco. Es lo que tendría si la muerte no fuese algo natural y viviésemos eternamente. Y gracias al cielo no somos inmortales y podemos tener un mejor y mayor libre albedrío, por lo que el problema sigue siendo fantasía.
          Aquí unos no lo tomamos todo con humor y buenas ganas y otros se sienten atacados como si hablar sobre amapolas o la revolución industrial de los gusanos de seda fuese un insulto directo. Y así nos va.

      • Scruz
        Publicado el 21:08h, 09 julio Responder

        JuanJose, tus respuestas y el artículo en sí están geniales, no le des vueltas. No suelo entrar en discusiones de este tipo pues cada cual puede creer lo que le parece y precisamente una de las cosas por las cuales velamos en HdC es la tolerancia.
        Pero es que a veces la actitud de la gente resulta exasperante, sobre todo cuando no atiende a maneras y comienza con descalificativos, sea de la índole que sean, personales.

  • Pingback:¿Sin accidentes ni enfermedades, podemos...
    Publicado el 13:21h, 08 julio Responder

    […] Sería genial, ¿verdad? Vivir para siempre. Suena a objetivo de un supervillano pero, ¿a quién no le gustaría saber que después de jubilarnos aún nos quedan varias "vidas" más para disfrutar de la…  […]

  • alexis
    Publicado el 15:27h, 10 julio Responder

    Hola, llego un poco tarde, pero me ha encantado el articulo y la respuesta acerca del párroco, aunque creo que él tampoco tiene la solución pues la biblia se contradice en muchas situaciones. Solo por aportar algo a la discusión acerca de la superpoblación recomiendo el libro de Dan Brown inferno en donde se sugiere una «muy interesante» solución a este problema (no quiero decirla para no dañar la lectura de un libro de época). De hecho si no existiesen las guerras (ojo, no digo que sean buenas), o las enfermedades y epidemias tendríamos mas problemas de los que ya tenemos. Al igual que como lo sugiere Isaac Asimov (ver esta magnifica reseña: https://www.hablandodeciencia.com/articulos/2013/07/05/resenas-hdc-fundacion-de-isaac-asimov/) yo creo que en caso de ser demasiados deberemos mirar hacia las estrellas y buscar otros mundos habitables, Lo cual por ahora, por supuesto, es impensable. un saludo. Gran post.

    • ununcuadio
      Publicado el 16:25h, 10 julio Responder

      Estoy contigo Alexis, así como me parece desproporcionada la reacción del comentario «del párroco» 😛 ¿qué más da la edad si es solo un dato curioso? (Aunque ahora se me ocurre otra curiosidad: ¿no se contaba la edad de una manera diferente en la Antigüedad? Da igual, es lo de menos xD). Y ya que recomiendas a Asimov, yo recomiendo este otro: https://www.hablandodeciencia.com/articulos/2013/05/11/resenas-hdc-el-juego-de-ender/. Porque se pasa justamente de las restricciones poblacionales a las estrellas 😉 o quizá ver la charla de #Naukas24h: http://bcove.me/2o3v92mu que a mí me sorprendió mucho 🙂

  • Francisco Javier Martín
    Publicado el 22:45h, 14 julio Responder

    Enhorabuena por el artículo. Para quienes les interese profundizar en el tema, recomiendo esta página monográfica, en desarrollo. Aún no está completa, pero tratará las siete causas del envejecimiento y sus correspondientes soluciones. Un saludo.
    http://www.nomorir.com/inicio/

  • Pingback:Julio en HdC | Hablando de Ciencia | Artículos
    Publicado el 18:09h, 01 agosto Responder

    […] ¿Sin accidentes ni enfermedades, podemos vivir eternamente? […]

Publicar comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies